Select Page

Lo que le puede enseñar The Legend of Zelda: Breath of the Wild a desarrolladores de juegos open world

Lo que le puede enseñar The Legend of Zelda: Breath of the Wild a desarrolladores de juegos open world

The Legend of Zelda: Breath of the Wild es masivo. Presentando uno de los mundos abiertos más grandes de los últimos años, y sin duda el más grande que ha desarrollado Nintendo, este juego nunca dejará de maravillarte con su escenario. Por primera vez desde A Link to the Past, Hyrule se siente vivo, como un gran ecosistema engranado por su gentilicio, las bestias que lo habitan, distintos pisos térmicos y accidentes geológicos. Esto sin duda lleva a que el foco en este juego sea la exploración, pero ¿qué tanto le apostó la gran N a este aspecto?

Explorar hasta el más mínimo rincón de Hyrule será recompensado

Explorar hasta el más mínimo rincón de Hyrule será recompensado

En BotW, se desechó la fórmula tradicional tutorial – templos – items para avanzar en el juego – calabozo final – jefe final. Aquí puedes salir con Link recién despierto de su sueño de 100 años directo a Hyrule Castle a pelear contra Calamity Ganon o puedes dedicarte a explorar el vasto y arruinado reino de Hyrule para descubrir todos sus secretos y desenterrar la historia del juego. Es este segundo aspecto el que le conviene a los jugadores, pues otorgará horas y horas garantizadas de entretenimiento y ejercicios mentales explorando.

Cuando mencionaba que BotW es un juego masivo, es totalmente en serio. Solo basta con ver el mapa de Hyrule:botw2

Con un mapa así, sabes que hay que caminar bastante para llegar de un lado a otro. Puede sonar tedioso al principio y la primera vez que consultes el mapa quizás sientas que es demasiado para ti y decidas cambiar de juego por un shooter que es diversión rápida y directo al punto. Pero tal y como mencioné, en BotW explorar es bien recompensado.

Echa un vistazo de nuevo al mapa. ¿Ves algunos árboles solitarios en el medio de lo que parecen ser planicies? Llega a ese árbol, sube hasta la cima o córtalo. ¿Picos altos muy seguidos? Escálalos y seguro en la punta encontrarás algo. ¿Un pequeño lago en el medio de la nada? Investígalo con una de las runas de tu Sheikah Slate. ¿Una cascada en medio de una zona montañosa? Mira bien detrás de la caída de agua. Si sospechas que algo en el mapa resalta o se sale de lo común, seguro hay algo que recompensará tu curiosidad: desde uno de los simpáticos y escurridizos Koroks que te dará una de las semillas del pobre Hetsu, hasta cofres con grandes cantidades de rupees o armas con alto ataque. Explora, no pierdas esas ganas de buscar cosas hasta debajo de las piedras (literalmente) y te llevarás una grata sorpresa.

A diferencia de muchos juegos del género open world que se concentran en decenas de indicadores en el mapa para decirte adónde debes ir para tu próxima misión o próxima recompensa, BotW te invita a que todo lo hagas por ti mismo: experimenta con las leyes de la física, marca lugares sospechosos en el mapa, escala todas las colinas que veas, trepa los árboles más altos, enfrenta campamentos de enemigos de maneras poco convencionales. Las recompensas están ahí para aquellos de mentes curiosas.

"Ya-ha-ha! You found me!"

“Ya-ha-ha! You found me!”

Los desarrolladores de Assassin’s Creed en Ubisoft ya le lanzaron flores al diseño de BotW por este énfasis en la exploración. Futuros juegos similares de grandes franquicias establecidas como Grand Theft Auto, The Witcher, Dragon Age o Assassin’s Creed podrán tomar inspiración del nivel de detalle que tiene Hyrule en BotW. No todo tiene que ser hablar con decenas de NPC que te asignan misiones repetitivas para obtener recompensas que pueden ser o no satisfactorias. Interactuar con el mundo que rodea al avatar del jugador debe ser la misión principal de un juego open world. La libertad que otorgan los juegos de este género tiene que ir más allá de caminar sin rumbo en el mundo presentado: también el jugador puede trazarse su propia ruta, sus propias misiones para descubrir los secretos que el desarrollador con tanto esmero incluyó en el juego. No queda dudas de que Nintendo con The Legend of Zelda: Breath of the Wild cambió para siempre lo que significa hacer un juego de acción-aventura open world y es un aporte invaluable que se sentirá en los años y juegos por venir.

About The Author

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Idiomas

Espacio Publicitario

Publicidad

Redes

Recent Tweets

Publicidad

A %d blogueros les gusta esto: